Comparativa de aguas

 

Los minerales en forma de sales presentes den las agua minerales naturales son necesarios y saludables. Los principales son el calcio, magnesio y bicarbonatos que juegan un papel clave en muchos procesos metabólicos

 

  • Calcio: Ayuda a fortalecer huesos y dientes. Favorece la coagulación sanguínea y la transmisión nerviosa.
  • Magnesio: Ayuda a la relajación muscular, es un calmante, también participa en el equilibrio energético de las neuronas, manteniendo así sano al sistema nervioso. Ayuda al crecimiento facilitando la fijación del calcio en el tejido óseo.
  • Bicarbonato: Ayudan a la digestión y neutraliza la secreción gástrica.
  • Sodio: Regula el equilibrio hídrico de nuestros tejidos, la transmisión de los impulsos nerviosos entre los nervios y el sistema muscular. Aquadeus es un agua indicada para dietas pobres en sodio.
  • Cloruro: Participa en la transportación de oxígeno a las células, mantiene el correcto nivel de pH en los jugos gástricos y estabiliza los fluidos corporales.
  • Fluoruro: Fortalece el esmalte previniendo enfermedades de los dientes. El exceso de este compuesto es toxico y puede provocar fluorosis, con el efecto opuesto al que buscábamos, ya que debilita el esmalte (provocando más caries), y debilita nuestros huesos (descalcificación y osteoporosis).
  • Sulfatos: Ayudan al aparato digestivo en general y a la piel.

 

Aquadeus posee 296 mg/l de residuo seco por lo que es un agua de mineralización débil. El residuo seco no son las impurezas del agua, sino que nos indica la mineralización del agua, una manera de medir la cantidad de minerales totales (entre ellos, los nutrientes) que se encuentran de forma natural en las aguas minerales naturales. El secreto de las aguas minerales naturales está en su mineralización.

 

Certificaciones Aquadeus

AQUADEUS S.L. se encuentra certificada en la norma IFS desde el año 2010, obteniendo año tras año, una calificación de nivel superior. IFS Food es una norma de seguridad alimentaria y de carácter internacional reconocida por la Global Food Safety Initiative (GFSI) para auditar empresas que fabrican alimentos. Se centra en la seguridad y calidad alimentaria de los productos procesados. El Sistema de Gestión de la Calidad y Seguridad Alimentaria tiene como finalidad la satisfacción de los clientes, gracias a la elaboración de productos adecuados con el fin de mantener la inocuidad de los productos finales.

 

¿Qué beneficios aporta tener implantada la norma IFS?

 

  • Ofrece garantías sobre aspectos críticos de sus procesos de seguridad alimentaria, incluyendo el cumplimiento con los principios APPCC, prácticas seguras de higiene, mantenimiento de la trazabilidad y compromiso de la alta dirección en relación a su responsabilidad en la gestión de dichos procesos.
  • Constituye una prueba evidente del cumplimiento de la legislación en materia de seguridad alimentaria.
  • Facilita el control de todas las etapas de producción, reduciendo al máximo los peligros de contaminación.

 

logo-contact¿Más información?Contáctanos